24 de noviembre de 2017

Una corte de niebla y furia




Feyre está destrozada. Y aunque tiene a Tamlin por fin a su lado sano y a salvo, no sabe cómo podrá dejar atrás los recuerdos que la acechan... ni cómo mantendrá en secreto el oscuro pacto que hizo con Rhysand, que la mantiene intensamente unida a él y la confunde.
Feyre ya no puede seguir siendo la de antes. Ahora es fuerte y debe romper con todo lo que la ata. Su corazón necesita libertad.







Título: Una corte de niebla y furia
Título original:  A court of mist and fury
Saga: Una corte de rosas y espinas #2
Autor: Sarah J. Maas
País e idioma de origen: Inglés (EEUU)
Género: Fantasía, romance
Editorial: Destino
Coleccion: Crossbooks
Encuadernación: Rústica con solapas
Número de páginas: 592
Fecha de publicación: Mayo 2017 (Original: Mayo 2016)
ISBN: 978-84-08-17000-6
Precio: 16,95€

Saga

 
Corte de rosas y espinas #1  /  Corte de rosas y espinas #2 / Corte de rosas y espinas #3

Opinión de Cristina
(CON spoilers)

Continuamos con la segunda parte de Una corte de rosas y espinas y retomamos la historia con la vuelta de Feyre junto a Tamlin en la Corte primavera tras su rescate en Bajo la montaña. Tal y como había terminado la primera parte, y con la promesa de Feyre de pasar una semana al mes con Rhysand, me creía que la historia iba a tomar un rumbo muy parecido a Crepúsculo. Es decir que ella terminaría enamorándose también de Rhysand y la autora nos tendría en un triángulo amoroso.

Sin embargo me llevé una sorpresa al ver como se iban desarrollando los acontecimientos. No esperaba para nada que la autora fuese a tirar a su personaje masculino principal a la basura así de fácil. Porque no es solo que quede como un novio sobreprotector, sino que al final termina convirtiéndole en uno de los malos de la historia. La verdad es que esto al principio no me gustó nada, porque en fin... ¡Es Tamlin! Y después de todo lo que sentimos y sufrimos junto a Feyre en la primera entrega, todo queda en nada. Pero las acciones de Tamlin y su forma de comportarse hacen que se entienda la postura de Feyre, sobre todo si le añadimos el factor Rhysand, que pasa del malo de la peli a transformarse en un amor de personaje.

En fin, no solo la historia se centra en este cambio de parejas, sino que también la autora se toma mucho tiempo en contarnos los sentimientos de Feyre y como sale de ese vacío y sentimiento de culpa que arrastra desde que salió de Bajo la montaña. Además, se va construyendo la trama sobre la que se asentará la guerra venidera entre las Cortes de Prythian.

En definitiva, la mayor parte del tiempo la pasamos en la Corte de Oscuridad, donde conocemos a una gran variedad de personajes que acompañarán a Feyre el resto del libro: Mor, Azriel, Amren y Cassian. Me ha gustado mucho este grupo de amigos, la diferencia de personalidad entre ellos, sus historias personales y sobre todo las pullas que se meten entre ellos.

Ni que decir tiene que mi atención se ha centrado sobre todo en Rhys y Feyre y como han ido cambiando los sentimientos de esta. Me gustaba mucho ese tira y afloja que se llevaban y como se provocaban el uno al otro. Lo mejor fue descubrir el porqué de las acciones de Rhys en la primera parte del libro. No entendía por qué se preocupaba y ayudaba tanto a Feyra sin casi conocerla, hasta que todas las piezas del puzzle encajan, al descubrirse que él sabía que ella era su pareja.

A pesar de todo esto hay que admitir que el libro es extenso, y como suele ocurrir en la mayoría de las trilogías, el ritmo es bastante pausado y la acción aparece en contadas ocasiones, por lo que hay que cogerlo con paciencia. Aun así, a mi la relación entre Rhys y Feyre me ha tenido lo bastante entretenida como para no aburrirme. 

2 comentarios:

  1. Es la primera reseña que leo de este libro y me asusta pues en los anteriores todo han sido buenísimas críticas, espero poder leerlos justo tengo en primero en casa pero hasta que no tenga los tres me esperaré.

    Besos =)

    ResponderEliminar
  2. Holaaa
    A mi me encantó, es uno de mis libros preferidos^^
    Un besito

    ResponderEliminar

No te cortes, dinos tu opinión